FCP: un polo con raíz patagónica y reconocimiento mundial → RocaNoticias.com FCP: un polo con raíz patagónica y reconocimiento mundial

FCP: un polo con raíz patagónica y reconocimiento mundial

Clic para descargar desde Google Playstore la APP Android de RocaNoticias.com - Todas las noticias en un solo lugar
Detrás de las grandes historias hay protagonistas, personas que con su voluntad pudieron impulsar y desarrollar espacios y transformarlos para siempre. Es el caso de Fundación Cultural Patagonia (FCP), que nació en 1990 de la mano del Dr. Norberto Mario “Tilo”  Rajneri y que desde ese momento incluyó también al actual presidente, Arquitecto Norberto Rajneri. Un proyecto ambicioso que partió de la visión de una familia, que entendió el valor de contar con un polo cultural en la periferia y de calidad.

Apostó a construir un centro de enseñanza, producción y expresión artística en la Patagonia, lejos de las grandes urbes artísticas. Lo hizo además, en una chacra abandonada ubicada en el Norte de Roca y no desistió ni siquiera ante los comentarios de amigos y vecinos que no hubieran emplazado un establecimiento de éstas características en un lugar que hasta el momento era lejano y desolado.

El acta constitutiva de FCP se firmó el 19 de Mayo de 1990 y su sede abrió sus puertas en 1996. Desde sus inicios fue una oferta interesante para la convocatoria de artistas de excelencia del país y el mundo, que se radicaron en Roca para brindarse tanto a los estudiantes de las distintas carreras, como a la comunidad a través de sus propuestas artísticas de primer nivel.

Por el trabajo de una familia roquense nació FCP y creció nutriendo el compromiso de cada vez más artistas y profesionales de distintos rubros que hicieron propio el proyecto. El resultado fue la “Ciudad de las Artes”, el mayor complejo cultural de Latinoamérica.

30 años después

La misión de impulsar actividades artísticas en la región guiaron el trabajo de FCP a lo largo de sus tres décadas de vida. Desde el 2013 el Arq. Norberto “Tilo” Rajneri tomó el mando de la institución  y comenzó a trazar nuevos lineamientos en pos de la renovación tecnológica y edilicia. La innovación es el concepto clave que conquistó en la última década las distintas áreas de trabajo, desde las técnicas hasta las artísticas y organizativas. Se trabaja con un equipo humano especializado.
Con artistas regionales la Fundación genera producciones artísticas locales, de nivel nacional e internacional. A su vez recepciona en sus salas vanguardia de distintas partes del mundo y del país cada vez que lleva a cabo sus festivales, como el de percusión que en sus 17 ediciones logró un renombre internacional.

La Orquesta Sinfónica


El proyecto original de FCP, constituyó la formación de la orquesta, en el proceso se fueron gestando los distintos elencos, tango, jazz, grupos de cámara, que a su vez nutrían al IUPA de profesores.
Uno de los toques distintivos de FCP es la apuesta a la calidad en sus propuestas, instrumentos y disciplinas. La creación de la Orquesta Sinfónica es sin duda uno de los grandes logros de la institución, el camino natural que se completó. Su nivel la llevó a presentarse en el Teatro Colón.
La formación debutó en 2014 en el Auditorio “Ciudad de las Artes” de Roca y desde el 2016 son más de cincuenta músicos los que integran la orquesta. Ese mismo año se convocó al pianista Bruno Gelber para la apertura de temporada.

Testigos de una evolución

Un compromiso que hace vibrar



Para ella el ballet clásico es esfuerzo, dedicación y transpiración. “Es un trabajo rudo, meticuloso, de mucho sacrificio, de horas por invertir y que a la larga te da las gratificaciones más grandes”, afirmó Verónica Arévalo, bailarina de FCP.
“Nosotros acá dejamos la vida, sin esto la vida no tendría sentido. Son un montón de horas que uno invierte y lo hace de corazón, porque es lo que nos hace mantener esto que nos hace vibrar”.


El éxito esperaba lejos de casa




A sus 31 años Gela Guelashvili pisó Argentina. Una propuesta de trabajo en la Sinfónica de la Universidad de Cuyo fue la opción para dejar Georgia en plena guerra civil y la caída de la Unión Soviética. Tiempo después decidió buscar otra oportunidad, el proyecto del sur era la mejor. “Nos dieron los nombres de quienes estaban acá y decían que haciendo algo que será grande, como Calderoni y Spiller semejantes personajes. Teníamos trabajo y vivienda”. 20 años después sigue integrando el Cuarteto de Cuerdas de FCP.
“Tilo padre tenía un proyecto y para eso juntó la gente de máxima acá en Argentina. Spiller, uno de los mejores profesores del país estaba acá. Nos impactó desde el primer día que lo conocimos su conocimiento, su experiencia de vida, su energía, lucidez y atención”, subrayó.


La era de construcción 


María Pía Vivet nació en Capital Federal y arribó a la ciudad e institución en pleno 2001, luego de audicionar frente al maestro Spiller en Buenos Aires. Recuerda lo diferente que era el barrio, la ciudad de las artes. Todavía vive en las viviendas, y agradece que la institución le haya facilitado ese espacio.
“Eso me dio la posibilidad de hacerme mi casa, tiene que ver con la Fundación”, expresó la fagotista que integra el Trío de Cámara. “Tilo Rajneri puso semillas que fueron germinando, creciendo y madurando en un montón de ámbitos. Ahora está su hijo recogiendo algunas de esas semillas y sembrando nuevas. La conducción actual representa para el grupo que integro una evolución. FCP se ha ido modernizando, y se ha ido abriendo mucho a las propuestas nuevas. Tilo (h) tiene una visión diferente de la institución y lo que debe ser. Desde el hecho que tiene una profesión diferente a la de su padre que era abogado. Él es arquitecto, veo que hay una intención de querer construir espacios nuevos, desde lo artístico. Siento una transformación enorme”.


Un crecimiento que lo trajo de regreso 


Luis Cide, guitarrista y director del grupo de Jazz, vivió el cambio en Roca en primera persona. Es que a sus 22 años buscó su futuro como músico en Europa, donde vivió 25 años que enriquecieron su trayectoria artística. Allá hasta grabó discos. Pero un día decidió volver, lo convocó FCP que con su crecimiento extraordinario en pocos años se convirtió en un espacio ideal para aplicar lo aprendido.
“Esto era una chacra y en alguna oportunidad dijo que se había adquirido esto para hacer esta obra faraónica. Imaginate si alguien te plantea algo así cuando estás viendo que es todo yuyal, acequias. A los pocos años estuvo la obra hecha. Evidentemente un poder de decisión y actitud innegable que permitió que podamos estar acá hoy nosotros trabajando junto con un montón de colegas y que la gente pueda disfrutar de todo lo que se ofrece culturalmente”.


El período de madurez


“Vi el nacimiento de este proyecto, el crecimiento y ahora creo que está en período de madurez”, apuntó Armen Gregorian, director de Ballet español de FCP y hace meses rector de IUPA.
“Con el arte y la educación de arte se puede progresar. Tuve cantidad de alumnos con muchísimas dificultades viviendo en los barrios periféricos de Roca. Esos chicos están trabajando, bailando, tocando música. Han llegado a ser artistas y viven de eso. Es un rol importante que cumplio Fundación e IUPA”, destacó Armen, nacido en Armenia pero que pasó más de la mitad de su vida en Roca.
“No fue fácil. Idioma nuevo, otras costumbres. Pero este lugar tiene todo: un bello espacio, excelente material humano y, fundamentalmente, libertad para crear”, enfatizó.



Ser becario: la oportunidad que ofrece Fundación


El sueño de estudiar música se volvió realidad para tres hermanos de Santiago del Estero gracias a la ayuda de FCP.
Son Lucía, Lucrecia y Lucas López. Ellos, como tantos otros estudiantes, pudieron acceder al programa de becas que ofrece la institución a partir de una evaluación socio-económica. El principal beneficio el acceso a las residencias ubicadas en la Ciudad de las Artes, aunque también incluye otras ayudas económicas para sostener sus estudios en IUPA.
“Si no fuera porque tenemos la beca de residencia, no podríamos haber venido para acá”, sostuvo Lucía, la mayor de los hermanos que llegó primero a estudiar profesorado en piano. Ya lleva tres años en Roca. Sus hermanos llegaron después, y los tres destacan la gran oportunidad que les brindó Fundación.

RECONOCIMIENTOS

1998 | Primer Premio en Música de Cámara en el 3° Festival Internacional de Música de Buenos Aires- Quinteto de Vientos de FCP
1999 | Premio Konex  - Música Clásica. Konex de Platino a FCP
1999/2000 | 1° Premio en el 5° Concurso Bienal Juvenil organizado por Festivales Musicales de Buenos Aires- Quinteto de Vientos de FCP
2015 | Convenio de Cooperación entre el Instituto de Artes del Teatro Colón el IUPA y FCP
2017 | Honorable Senado de la Nación al Arq. Norberto Rajneri. Reconocimiento por su destacado desempeño como presidente de FCP.
2019 | Premio Konex- Música Clásica. Hechos destacados de la última década: Festival Internacional de Percusión.


Reconocimientos internacionales


2004 | Chile  - Cuarteto de Cuerdas de FCP: “Semanas Musicales de El Frutillar”
2006 al 2012 | Bolivia  - Ciclo “Abril en Tarija”: Dúo de Violín y Piano; Elvira Faseeva y Fabricio Danei; Ensamble de Percusión; Grupo de Jazz, Grupo de Tango, Cuarteto de Cuerdas, Quinteto de Vientos.
2011 | USA - Ensamble de Percusión de FCP Percussive Arts. Society International Convention, Illinois
2013 | Costa Rica  - Ensamble de Percusión de FCP III Festival Internacional de Ensambles de Percusión, del 3 al 8 de junio.
2015 | Portugal - Festival Internacional de Percusión
2015 | Colombia - Ensamble de Percusión de FCP Octavo Festival Internacional de Percusión “Tamborimba” en Cali
2018 | Italia - Cuarteto de Cuerdas de FCP Tercera edición de “Siete Noches Cesena Festival” entre el 8 y el 14 de abril.
2018 | Costa Rica - Coro Femenino de FCP II Festival Internacional Coral Costa Rica por la Paz, del 20 al 24 de junio.
2018 | Brasil - Ensamble de Percusión de FCP II Festival Internacional de Música y Percusión Contemporánea, del 27 al 30 de agosto, en Belo Horizonte.
visto en Diario Río Negro.


#Diario #Roca #RioNegro

Dejar un comentario


Noticia Anterior Noticia Siguiente