Usted esta aquí
Inicio > Regionales >

Tensión en Gran Hermano: La venganza de Coti Romero desata una guerra entre concursantes

Tensión en Gran Hermano: La venganza de Coti Romero desata una guerra entre concursantes

La casa de Gran Hermano se convulsiona nuevamente en medio de una intrincada trama de tensiones y rivalidades. Esta vez, la protagonista fue Coti Romero, quien tras una serie de bromas que la molestaron, decidió tomar venganza y desató una verdadera guerra mediática y emocional.

Leé también: Darío habló en Gran Hermano y pidió un especial favor por el perro Arturo

Desde su ingreso al certamen, Coti ha sido blanco de las bromas y provocaciones de Furia, quien no ha dejado pasar oportunidad para hacerla sentir incómoda. Pero este último episodio cruzó un límite, al tocar el peluche con el que Coti duerme todas las noches en el reality. Furia tomó el cocodrilo y lo colgó en la pared de la habitación de las chicas, desatando la furia de Coti.

Decidida a hacer justicia por su cuenta, Coti decidió tomar una venganza que no dejó indiferente a nadie. La concursante se apoderó de La Cariños, el reno navideño de Furia, y lo dejó decapitado en la puerta de la casa, simbolizando el destino que le espera a su compañera en el reality.

Este hecho causó una fuerte conmoción tanto dentro como fuera de la casa de Gran Hermano. Los internautas quedaron impactados al descubrir el video en el que Coti sostenía la cabeza decapitada del peluche de Furia. Rápidamente, comenzaron a solicitar su expulsión del programa, argumentando el daño sufrido por la competidora.

Leé también: Un jugador de River habría comenzado una relación con una ex Gran Hermano

Mientras tanto, dentro de la casa, las tensiones seguían en aumento. Coti se mostró letal contra Furia, expresando: «Señales». Por su parte, Bautista intentó arreglar el peluche de Furia sin éxito alguno, mientras que Juliana unió las partes del reno con una cinta roja, haciendo alusión a las macumbas.

La rivalidad entre Furia y Coti ha quedado expuesta una vez más, generando una polarización dentro del programa y una clara división entre los espectadores. ¿Estará este último episodio a punto de determinar el destino de alguna de las dos competidoras en Gran Hermano? Sólo el tiempo dirá cómo se desenvuelve esta intensa trama de conflictos.

Con esta nueva escalada de tensiones y venganzas, Gran Hermano se posiciona como uno de los programas más polémicos de la televisión, atrayendo la atención de seguidores y críticos por igual. El encierro y la convivencia han llevado a los participantes al límite de sus emociones, y cada día pareciera que la casa se convierte en un campo de batalla donde todo puede suceder.


Ir arriba