Usted esta aquí
Inicio > Regionales >

Cipolletti y Roca tendrán una autopista sin murallones

Al acuerdo logrado hace varios meses en el que Vialidad se comprometía a presentar un proyecto de ampliación de la ruta 22 sin murallones en el paso por Roca, lo que mantenía la obra paralizada por una medida judicial, se sumó Cipolletti. Ambos municipios firmaron el convenio con el administrador de Vialidad Nacional, Gustavo Arrieta. Ahora restará conocer los proyectos que contarán con colaboración de cada una de las comunas.

A grandes rasgos, ambos municipios lograron torcer el brazo de Vialidad Nacional, y establecer por escrito que “en la zona correspondiente al ejido municipal, la obra se deberá realizar a nivel en coincidencia con los cruces más importantes”, lo que permitirá continuar con la organización que tiene cada ciudad no sólo en lo que tiene que ver con el tránsito, la circulación entre los barrios ubicados de uno y otro lado de la ruta, como también el sistema de drenaje que acompaña al riego de las distintas tierras productivas del Alto Valle.

Cipolletti acordó que desde el acceso a la isla Jordán en la calle Julio Dante Salto, hasta la rotonda de acceso a los puentes carreteros será una “Avenida Urbana a nivel con semaforización controlada y sin cruces elevados para los tramos de RN 22“. También incluirá los kilómetros de la ruta 151 desde la rotonda hasta la que conecta con el tercer puente y con la avenida circunvalación.

Aunque el acuerdo fue con los dos municipios, las reuniones de los intendentes con el máximo referente de Vialidad Nacional fueron de forma individual y a través de la plataforma zoom. En las actas las partes establecen “llegar a un consenso en relación al proyecto ejecutivo a realizarse, con la intención de lograr el reinicio de la obra” en los tramos correspondientes a los ejidos de Roca y Cipolletti, el actual segmento tres (Cervantes-JJ Gómez) de la obra que no está en marcha y el nuevo que comprende arrancaría un poco antes del cruce de la Isla Jordán, un tramo que no estaba incluido en el proyecto original tantas veces anunciado y retrasado, porque formaba parte del viejo corredor vial 29 que se encontraba concesionado con peaje.

Actualmente, la tantas veces anunciada y demorada obra de transformación de la peligrosa ruta 22 en autopista, tiene sólo un tramo de 20 kilómetros finalizado, desde Chichinales hasta Godoy. En obra hay dos tramos más, el 2 entre Godoy y Cervantes, y el 5, entre Fernández Oro y Cipolletti. En tanto que el tramo 3 de Cervantes a Roca estaba paralizado por una orden judicial interpuesta por el municipio de Roca bajo la gestión de Martín Soria que ya se definió que no tendrá puentes elevados en su paso por esa ciudad; y el tramo 4 de J.J. Gómez a Allen, que tampoco tiene fecha de comienzo de ejecución.

En noviembre, se cumplieron 14 años de la licitación de una obra que anunció Néstor Kirchner varios años antes, en su primera visita a Río Negro en 2003 en San Antonio Oeste. En aquel momento se fijó un plazo de ejecución de 2 años por cada uno de los tramos. Tiempo que no se respeto ni en el primer segmento Chichinales-Godoy que ya muestra los daños de la falta de mantenimiento, con ondulaciones peligrosas y con los guardarrails destruidos luego de cada choque, que nunca fueron cambiados ni reparados.

Gentileza mejorinformado

¡Aviso de Facebook para la UE! ¡Necesitas iniciar sesión para ver y publicar comentarios de FB!
Ir arriba