Usted esta aquí
Inicio > Regionales >

Condenado a 11 años de prisión por abusar sexualmente a la hija de su expareja

Condenado a 11 años de prisión por abusar sexualmente a la hija de su expareja

El Tribunal de Juicio de General Roca emitió el jueves una condena de 11 años de prisión para un hombre declarado culpable de abuso sexual infantil. El individuo, pareja conviviente de la madre de la víctima, enfrenta acusaciones por hechos ocurridos entre 2016 y 2020, cuando la víctima tenía entre 10 y 14 años, en el domicilio familiar de Roca, siendo él quien se ocupaba de llevarla a la escuela.

Quedó detenido tras ser encontrado robando en el predio de Edersa

La sentencia también incluye la unificación con una condena previa del año 2022, que era de un mes de prisión condicional, y la inscripción del hombre en el Registro provincial de agresores sexuales.

Dado que la condena no es definitiva, las partes han acordado mantener vigentes las medidas cautelares sobre el hombre de 36 años para garantizar su sujeción al proceso y la protección de la víctima.

El delito imputado abarca abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por la guarda y convivencia preexistente; grooming, producción y divulgación de representaciones de abuso sexual infantil, en concurso ideal con corrupción de menores agravada por ser el encargado de la guarda y conviviente de la víctima.

La pena impuesta por los jueces se sitúa en un punto medio entre los 12 años solicitados por la fiscalía y la parte querellante (madre de la víctima) y los 10 años solicitados por la defensa en la audiencia de cesura de la semana pasada.

Asimismo, se comprobó que a través de WhatsApp, el acusado contactó a la menor simulando ser un adolescente, cometiendo el delito de grooming, que involucra el contacto de una persona mayor con un menor con el propósito de cometer un delito contra su integridad sexual mediante tecnologías de transmisión de datos.

En resumen:
Resumen del contenido en 180 palabras

El Tribunal de Juicio de General Roca emitió el jueves una condena de 11 años de prisión para un hombre declarado culpable de abuso sexual infantil. El individuo, pareja conviviente de la madre de la víctima, enfrenta acusaciones por hechos ocurridos entre 2016 y 2020, cuando la víctima tenía entre 10 y 14 años, en el domicilio familiar de Roca, siendo él quien se ocupaba de llevarla a la escuela.

Quedó detenido tras ser encontrado robando en el predio de Edersa

La sentencia también incluye la unificación con una condena previa del año 2022, que era de un mes de prisión condicional, y la inscripción del hombre en el Registro provincial de agresores sexuales.

Dado que la condena no es definitiva, las partes han acordado mantener vigentes las medidas cautelares sobre el hombre de 36 años para garantizar su sujeción al proceso y la protección de la víctima.

El delito imputado abarca abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por la guarda y convivencia preexistente; grooming, producción y divulgación de representaciones de abuso sexual infantil, en concurso ideal con corrupción de menores agravada por ser el encargado de la guarda y conviviente de la víctima.

La pena impuesta por los jueces se sitúa en un punto medio entre los 12 años solicitados por la fiscalía y la parte querellante (madre de la víctima) y los 10 años solicitados por la defensa en la audiencia de cesura de la semana pasada.

Asimismo, se comprobó que a través de WhatsApp, el acusado contactó a la menor simulando ser un adolescente, cometiendo el delito de grooming, que involucra el contacto de una persona mayor con un menor con el propósito de cometer un delito contra su integridad sexual mediante tecnologías de transmisión de datos.

en español


Resumen del contenido en 180 palabras

El Tribunal de Juicio de General Roca emitió el jueves una condena de 11 años de prisión para un hombre declarado culpable de abuso sexual infantil. El individuo, pareja conviviente de la madre de la víctima, enfrenta acusaciones por hechos ocurridos entre 2016 y 2020, cuando la víctima tenía entre 10 y 14 años, en el domicilio familiar de Roca, siendo él quien se ocupaba de llevarla a la escuela.

Quedó detenido tras ser encontrado robando en el predio de Edersa

La sentencia también incluye la unificación con una condena previa del año 2022, que era de un mes de prisión condicional, y la inscripción del hombre en el Registro provincial de agresores sexuales.

Dado que la condena no es definitiva, las partes han acordado mantener vigentes las medidas cautelares sobre el hombre de 36 años para garantizar su sujeción al proceso y la protección de la víctima.

El delito imputado abarca abuso sexual gravemente ultrajante, agravado por la guarda y convivencia preexistente; grooming, producción y divulgación de representaciones de abuso sexual infantil, en concurso ideal con corrupción de menores agravada por ser el encargado de la guarda y conviviente de la víctima.

La pena impuesta por los jueces se sitúa en un punto medio entre los 12 años solicitados por la fiscalía y la parte querellante (madre de la víctima) y los 10 años solicitados por la defensa en la audiencia de cesura de la semana pasada.

Asimismo, se comprobó que a través de WhatsApp, el acusado contactó a la menor simulando ser un adolescente, cometiendo el delito de grooming, que involucra el contacto de una persona mayor con un menor con el propósito de cometer un delito contra su integridad sexual mediante tecnologías de transmisión de datos.

en español


Gentileza anr
Ir arriba