Usted esta aquí
Home > Regionales >

El ex juez Tobares no puede entrar a Cipolletti

Mientras la fiscalía continúa avanzando en la denuncia de abuso sexual contra el ex juez de Roca, Daniel Tobares, a pedido de la defensa se desarrolló una audiencia en la que le fijaron medidas cautelares para proteger a la víctima y a los testigos, a quienes el magistrado jubilado habría llamado por teléfono luego de conocer la denuncia en su contra. El juez de Garantías interviniente le prohibió ingresar a Cipolletti, como cualquier otro tipo de acercamiento a menos de 100 metros de la joven de 22 años.

Al haber sido juez penal durante muchos años, y profesor de Derecho en la UNCo, Tobares sabe perfectamente que al haber llamado por teléfono a la víctima y a al menos una testigo, su situación procesal se complicaría en una eventual formulación de cargos, ya que el fiscal interviniente podría pedir la prisión preventiva por intentar entorpecer la investigación. 

Entonces, junto con sus abogados, Oscar Pineda y el también ex juez Pablo Iribarren, decidieron presentarse de manera espontánea -sólo fueron notificados de una denuncia en su contra pero no tuvieron acceso a las pruebas- para explicar ante el juez de Garantías Viedma Adrián Dvorzk (todos los de Roca se excusaron) por qué motivo llamó a la joven de 22 años que lo denunció y a la amiga, que vive en Roca y donde iba a pasar la noche la víctima en su estadía en la ciudad.

Con la intención de aclarar que no hubo intención en interferir en la investigación, los abogados defensores solicitaron medidas cautelares para impedir el acercamiento de Tobares a la joven que lo denunció, a su amiga y a otros dos testigos, que serían los jóvenes que las acompañaron al boliche durante la madrugada del pasado sábado. 

Ante el pedido de la defensa de fijarle restricción de acercamiento, la fiscalía encabezada por el cipoleño Santiago Márquez Gauna, solicitó ampliarlas aún más para evitar complicaciones en la investigación. Así fue que el juez resolvió que Tobares no podrá acercarse a menos de 100 metros de donde este la víctima, además la prohibición de ingresar a Cipolletti, donde vive la joven de 22 años.

Del mismo modo, Tobares está imposibilitado de salir del país. Las medidas impuestas tendrán vigencia durante cuatro meses, aunque luego se podrán solicitar nuevas restricciones en caso de que sean solicitadas por la fiscalía al momento de formular cargos, situación que aún no se realizó.

En cuanto a este punto determinante para que un proceso judicial pueda avanzar hacia el juicio, trascendió que el equipo de la fiscalía de Roca trabaja en la recolección de pruebas que se incorporarán a la causa junto con los exámenes de los médicos forenses que determinaron que la víctima fue sometida sexualmente. Entre las pruebas que restan analizar, está el registro de grabaciones de las cámaras del boliche Moscú, desde donde Tobares y la joven se retiraron juntos.

En la denuncia, la cipoleña aseguró que fue engañada por el ex juez, quien le habría dicho que su amiga la esperaba en su auto Volkswagen de alta gama. En el relato, indica que una vez que subió al vehículo, el ex magistrado de 62 años comenzó a tocarla y besarla por la fuerza, y que al llegar a la vivienda en el barrio Las Viñas, la sometió sexualmente. Situación que paró cuando el hombre recibió un llamado por teléfono que le advertía que los amigos de la joven estaban en la comisaría 3° haciendo la denuncia y que hasta tenían anotada la patente del vehículo.

No trascendió si el fiscal del caso acusará formalmente a Tobares, y menos aún cuándo. Todo indica que esperan tener toda la prueba recabada y analizada para poder formular cargos en contra del ex juez. Es importante aclarar que hace unos dos meses, también había sido denunciado por una joven por el mismo delito de abuso sexual, sin embargo luego de la acusación, la denunciante retiró cualquier acusación y la causa pasó a archivo.

 

Gentileza mejorinformado

Top