Usted esta aquí
Home > Regionales >

El paro de Unter tuvo impacto y el gobierno salió al cruce con rigidez

Unter aseguró ayer que el primer día de paro tuvo más de un 90% de acatamiento en Río Negro. El gobierno provincial desacreditó esas conclusiones gremiales, advirtiendo que es imposible realizar un relevamiento certero por la dispersión de trabajadores en los entornos presenciales y virtuales. Mientras tanto, miles de alumnos permanecerán hoy sin actividades escolares y la posibilidad de iniciar el ciclo mañana viernes no representa ninguna señal de normalidad, porque el lunes otra vez no habrá docentes en sus puestos. Ese día será el Paro Internacional de Mujeres y el sindicato ya confirmó su adhesión plena.

Las medidas de fuerza anunciadas el martes a última hora generaron un intenso cruce de reproches por la responsabilidad de este comienzo trunco del ciclo lectivo en la provincia.

Mas info: Estudiantes de Roca tendrán transporte gratis en marzo

La conducción de Unter emitió un documento, afirmando que Río Negro no empezó “porque el nivel de improvisación y falta de compromiso del gobierno provincial es nefasto”. También se rechazó la “amenaza” de descontar los días de paro, entendiendo que ese anuncio constituye una “represión simbólica”.

La gestión de Arabela Carreras cerró filas, aseguró que no habrá nueva oferta y se defendió con múltiples voces. Desde la ministra de Educación, Mercedes Jara Tracchia, hasta su antecesora, la legisladora Mónica Silva, el oficialismo emitió una serie de comunicados insistiendo en la falta de coherencia del sindicato, que siendo parte de Ctera acordó con el gobierno de Alberto Fernández, pero en la provincia asumió una postura combativa, aun con una propuesta superadora a la media nacional.

Los docentes se declararon en estado de alerta y sesión permanente, realizando actividades a nivel local para fortalecer el reclamo por mejores salarios, por edificios seguros y por el reconocimiento para los gastos generados por la tarea virtual.

En ese contexto, desde la seccional Roca dijeron que la adhesión al paro fue del 95%, en Viedma se habló del 90% y en Bariloche reportaron un “alto acatamiento”. Voceros del Consejo Directivo Central informaron a media mañana que “el paro docente tiene una adhesión del 99% en toda la provincia”.

Sin embargo, desde el Ministerio de Educación y Derechos Humanos explicaron que “el actual sistema de trabajo establecido por protocolo sanitario, con modalidad dual (presencialidad y no presencialidad, según el caso) hace que sea imposible medir con exactitud los niveles de presentismo ante la medida de fuerza establecida por el gremio Unter”.

También se advirtió que “a esto se suma el número de trabajadores y trabajadores que se encuentran dispensados de cumplir con sus tareas por ser personas con factores de riesgo para covid-19”.

“De esta manera, se aclara que cualquier cifra que mida presentismo o acatamiento a la medida de fuerza carece de todo fundamento, ya que las condiciones actuales impiden hacer un relevamiento que ofrezca datos precisos”, enfatizaron desde el gobierno.

Reacciones en el arco político

El oficialismo coordinó la salida de múltiples voces para criticar el paro docente, pero también recibió críticas de la oposición.

Mercedes Jara, ministra de Educación. “La convocatoria no fue a último momento, como se asegura. Tuvo que ver con las posibilidades que tenía el Ministerio de Economía, desde donde se buscaban las mejores herramientas para hacer la mejor propuesta”.

Rodrigo Buteler, ministro de Gobierno: “Día no trabajado, día no cobrado; no habrá propuesta superadora”.

Facundo López, presidente del bloque de Juntos. “Una medida injusta e incomprensible. Hay falta de compromiso en la decisión de faltar hoy a clases”.

Juan Martín, legislador de Juntos por el Cambio. “Hoy deberían haber vuelto a abrir las escuelas. Pero se interpuso una dirigencia gremial mezquina y egoísta que pone a los chicos como rehenes. También la improvisación de un gobierno falto de diálogo que deja crecer los problemas”.

(Gentileza lacomuna)

Top