Usted esta aquí
Inicio > Regionales >

La radio regional de duelo: se fue uno de los operadores más queridos del medio

La radio regional de duelo: se fue uno de los operadores más queridos del medio

Casi todos lo conocían por el diminutivo: “Ramoncito” fue durante más de dos décadas el principal operador de Radio Galas, la FM de los hermanos Sanfilippo. Esta madrugada, luego de padecer los efectos de una enfermedad fulminante, Ramón Leiva falleció en su casa de las 1.200. Tenía 49 años.

 

Había llegado a los estudios de la emisora cuando todavía funcionaba en el barrio Piedrabuena; siendo casi un adolescente. Desde allí fue aprendiendo los diferentes secretos que hacen al mundo de la operación técnica. Una magia que sólo los que están “del otro lado del vidrio” pueden reconocer. Y así logró conformar varios equipos con los principales conductores de la mañana.

 

Así fue operador el periodista Pablo Arrigoni durante la primera mañana, durante varios años. Era el responsable de llevar adelante la puesta al aire y de conseguir las llamadas telefónicas con los entrevistados. También fue el responsable de tener al aire a Rafael Di Serio y el mítico “Deberes y Derechos” en sus diferentes etapas, hasta que el veterano cronista decidió dejar atrás esta etapa.

 

 

Y desde siempre, junto a Miguel Sanfilippo, uno de los dueños y protagonista de la segunda mañana de Galas. En los últimos años, Ramón era mucho más que un operador y se encargaba de parte de la producción del espacio.

 

Siempre sonriente, siempre con el saludo y el acostumbrado: “¿estás para salir al aire? Te dejo con Jorge”. Y el entrevistado sabía que la pregunta era meramente retórica, que ya estaba en la antesala de saludar al conductor y a la audiencia de la radio.

 

Los primeros síntomas de la enfermedad empezaron a manifestarse en diciembre; pero se agudizaron en febrero: dolores en la zona abdominal que lo obligaron a la consulta médica. Varios tumores amenazantes motivaron que su médico le pidiera varios estudios médicos, que se fueron demorando por la burocracia de la obra social.

 

Pero la suerte del destino estaba echada: cuando finalmente recibió los resultados, el oncólogo estaba de licencia y recién le dieron turno para el 8 de mayo. Ya muy dolorido, debilitado por la enfermedad, Ramón no aguantó más y esta madrugada dio su último suspiro.

 

En el facebook de la radio, la gente de Galas se despidió con este mensaje: “En este día de profundo pesar, nos despedimos con tristeza de Ramón Leiva, nuestro estimado operador de Radio Galas 89.7. Su dedicación incansable nos han dejado una marca imborrable en nuestra emisora y en nuestros corazones. Recordaremos su amabilidad, su profesionalismo y su alegría contagiosa. Descansa en paz, querido Ramón, tu legado perdurará para siempre en nuestra memoria y en cada melodía que suene en el aire”.

 

Los restos de Ramón serán velados entre las 13 y las 15 en Dinielllo, Teniente Ibañez 1055 de nuestra ciudad.

 


Ir arriba