Usted esta aquí
Inicio > Regionales >

Otro rugbier rompe el silencio: Matías Benicelli afirmó que no mató a Fernando Báez Sosa

Otro rugbier rompe el silencio: Matías Benicelli afirmó que no mató a Fernando Báez Sosa

El segundo rugbier condenado por el asesinato de Fernando Báez Sosa en enero de 2020, Matías Benicelli, ha roto su silencio y busca desligarse del crimen que lo llevó a prisión perpetua. En una carta dirigida a Alerta 247, el joven argumenta que estuvo en el lugar y momento equivocado, asegurando que no participó en el acto homicida.

Al igual que su compañero Máximo Thomsen, Benicelli se distancia del hecho y señala a los demás miembros del grupo como responsables del asesinato de Báez Sosa. Aunque reconoce la condena impuesta por los jueces y muestra comprensión hacia los padres de la víctima, el rugbier afirma que ellos creen que todos los presentes en aquella noche fueron sus asesinos.

En la carta, Benicelli niega ser parte de un pelotón de fusilamiento y rechaza haber buscado peleas en Zárate para alardear de sus supuestas hazañas. Explica que estaba en Villa Gesell de vacaciones con un grupo de nueve personas y que lamentablemente fue el lugar y momento equivocado aquel fatídico día.

El joven reconoce que no puede justificar las acciones de algunos de los presentes y que nunca ha terminado de entenderlas, pero lamenta profundamente que hayan apagado absurda y trágicamente la vida de un adolescente de 20 años. Además, hace un angustiado llamado para que la violencia sea erradicada de manera permanente de todos los espacios públicos y privados donde los jóvenes se reúnen para celebrar la vida y no invocar la muerte.

Benicelli, quien ha cambiado de defensor legal acusando irregularidades en la estrategia de su anterior abogado, ahora busca recurrir al fallo y anular la sentencia. Bajo la representación de Carlos Attías, presentó un escrito con denuncias contra su antiguo abogado ante el Tribunal de Casación Penal.

Aunque Matías Benicelli intenta refutar su participación en el asesinato de Fernando Báez Sosa, los videos grabados por los propios rugbiers y los testimonios de testigos lo incriminan en el crimen.

En los videos, se puede ver su participación activa en la escena del homicidio, gritando y alentando la violencia. Uno de los empleados de seguridad del boliche también declaró haberlo visto agresivo e involucrado en los incidentes entre ambos grupos de amigos.


Ir arriba