Usted esta aquí
Inicio > Regionales >

Tenían relaciones en una paseo y acabaron escrachados

Tenían relaciones en una paseo y acabaron escrachados
Tenían relaciones en una paseo y acabaron escrachados

El amor desconoce de tiempo, espacio o lugar, o al menos así lo entendió una parejita que se aprovechó la hermosa siesta de otoño en el Alto Valle para dejarse llevar por el fuego y la pasión. Sin embargo, una de las cientos de personas que pasaron caminando por frente al hospital de Roca detuvo su marcha y encendió la cámara de su teléfono para retratar ese momento, sin que altere en lo más mínimo a los jóvenes enamorados.

El hecho se registró ayer por la tarde, en uno de los lugares más transitados de Roca, sobre el Paseo del Canal Grande, frente al ingreso principal del hospital y a apenas unos metros de un colegio secundario y de la Ciudad Judicial. Además, el parque es escenario para que muchas personas realicen actividad física.

Nada de esto le importó a los dos jóvenes que entre arrumaco y arrumaco, se fueron acomodando para poder saciar el deseo. No se sabe con certeza si fue algo premeditado y que llegaron allí con la intención de tener relaciones sexuales. Lo cierto es que las hormonas siempre efervescentes de los adolescentes hicieron posible que sucediera. La bicicleta de uno de ellos fue el silencioso testigo de todo lo ocurrido.

De acuerdo con lo que se puede ver en el video, el varón se acomodó en el césped y con su espalda apoyada en el grueso tronco de un árbol. Ella no dudó un segundo y se sentó de frente sobre la falda de él. Se puede apreciar que los movimientos de ella comenzaron de manera muy suave, como para no llamar la atención, sin embargo en el fragor de la batalla todo comenzó a ser más evidente. De todas maneras nada les impidió concretar su amor, ni el paso de algún corredor que a puro trote se percató tarde de lo que estaba pasando..

Del otro lado del cauce del canal Principal de Riego, el improvisado camarógrafo intentaba hacer foco y evitar que el zoom le saque de foco a la parejita. El video rápidamente se viralizó con múltiples reacciones. Algunos felicitaron a los jóvenes por vivir el amor de manera libre, otros se horrorizaban por el lugar elegido para hacer el amor. De todas formas, se desconoce cuál fue la intención de quien sacó su teléfono celular para grabar la escena, si fue para compartirlo en las redes y generar cientos de likes o si se trata de un vouyer que disfrutó al ver como copulaba la pareja.

En resumen:
Resumen en español del contenido en 100 palabras

El amor desconoce de tiempo, espacio o lugar, o al menos así lo entendió una parejita que se aprovechó la hermosa siesta de otoño en el Alto Valle para dejarse llevar por el fuego y la pasión. Sin embargo, una de las cientos de personas que pasaron caminando por frente al hospital de Roca detuvo su marcha y encendió la cámara de su teléfono para retratar ese momento, sin que altere en lo más mínimo a los jóvenes enamorados.

El hecho se registró ayer por la tarde, en uno de los lugares más transitados de Roca, sobre el Paseo del Canal Grande, frente al ingreso principal del hospital y a apenas unos metros de un colegio secundario y de la Ciudad Judicial. Además, el parque es escenario para que muchas personas realicen actividad física.

Nada de esto le importó a los dos jóvenes que entre arrumaco y arrumaco, se fueron acomodando para poder saciar el deseo. No se sabe con certeza si fue algo premeditado y que llegaron allí con la intención de tener relaciones sexuales. Lo cierto es que las hormonas siempre efervescentes de los adolescentes hicieron posible que sucediera. La bicicleta de uno de ellos fue el silencioso testigo de todo lo ocurrido.

De acuerdo con lo que se puede ver en el video, el varón se acomodó en el césped y con su espalda apoyada en el grueso tronco de un árbol. Ella no dudó un segundo y se sentó de frente sobre la falda de él. Se puede apreciar que los movimientos de ella comenzaron de manera muy suave, como para no llamar la atención, sin embargo en el fragor de la batalla todo comenzó a ser más evidente. De todas maneras nada les impidió concretar su amor, ni el paso de algún corredor que a puro trote se percató tarde de lo que estaba pasando..

Del otro lado del cauce del canal Principal de Riego, el improvisado camarógrafo intentaba hacer foco y evitar que el zoom le saque de foco a la parejita. El video rápidamente se viralizó con múltiples reacciones. Algunos felicitaron a los jóvenes por vivir el amor de manera libre, otros se horrorizaban por el lugar elegido para hacer el amor. De todas formas, se desconoce cuál fue la intención de quien sacó su teléfono celular para grabar la escena, si fue para compartirlo en las redes y generar cientos de likes o si se trata de un vouyer que disfrutó al ver como copulaba la pareja.


Gentileza mejorinformado
Ir arriba